Serpiente californiana en canarias

Serpiente californiana en canarias

Serpiente cobra de california

La Consejería para la Transición Ecológica, la Lucha contra el Cambio Climático y la Ordenación del Territorio del Gobierno de Canarias, en colaboración con el Cabildo de Gran Canaria, han capturado ya en 2019 cerca de un millar de culebras rey de California (Lampropeltis californiae) en la isla como parte del programa de control selectivo contra esta especie invasora.
El consejero responsable, José Antonio Valbuena, ha destacado que este proyecto acumula unas 7.000 capturas desde 2009 y ha señalado que esta especie, a pesar de no ser venenosa, supone un grave peligro para la biodiversidad y el ecosistema de Gran Canaria. El programa se ha desarrollado durante todo el año, aunque su periodo de mayor actividad se ha centrado entre los meses de febrero y septiembre debido a la actividad de esta serpiente y a las cifras de avistamientos.
Si se encuentra con este tipo de serpiente, contacte con el equipo del programa de control a través del número principal de emergencias 112, o a través de los números de teléfono móvil 608 098 296 y 645 041 733 o a través de la aplicación móvil gratuita “Lampropeltis”.

Las serpientes de las islas canarias

Este es un artículo de acceso abierto, distribuido bajo los términos de la licencia Creative Commons Attribution (http://creativecommons.org/licenses/by/4.0/), que permite la reutilización, distribución y reproducción sin restricciones en cualquier medio, siempre que se cite adecuadamente la obra original.
Gran Canaria es una isla atlántica del archipiélago canario (27°57′31″N, 15°35′33″W), que pertenece a la Macaronesia española. La isla tiene una superficie de apenas 1.560 km2, pero alcanza los 1.956 m en su punto más alto y contiene un ecosistema muy diverso para su tamaño relativamente pequeño. En las Islas Canarias se encuentran quince especies endémicas de reptiles, pero ninguna de serpientes.
Fig. 1. (A) Distribución de la serpiente real de California en el mundo. Barra de escala = 5000 km. (B) Localidad nativa. Barra de escala = 500 km. (C) Una serpiente adulta de Gran Canaria. (D) Poblaciones de este reptil invasor en Gran Canaria, Islas Canarias, España. Barra de escala = 10 km. MN, núcleo principal; SN, núcleo secundario; TN, núcleo terciario; FN, cuarto núcleo.
Este es el primer estudio que describe las lesiones causadas por parásitos helmínticos en las culebras de California en Gran Canaria y se describe el triquinoscopio (placas de compresión) como una herramienta útil para la detección de larvas. Se discute el posible peligro biológico para la fauna local, y potencialmente para los humanos, debido a la introducción de parásitos foráneos.

Serpiente californiana en canarias online

La serpiente real de California (Lampropeltis californiae) es una serpiente colúbrida no venenosa endémica del oeste de Estados Unidos y el norte de México,[1] y se encuentra en una variedad de hábitats. Debido a su facilidad de cuidado y a una amplia gama de variaciones de color, la serpiente real de California es una de las serpientes más populares en cautividad[1] La longitud de la serpiente real de California es, en promedio, de tres a cuatro pies (91,4 a 122 cm), con individuos ocasionales que superan las 60 pulgadas (152. 4 cm), y las serpientes reales de California en las Islas Ángel de la Guarda, Baja California, México, pueden alcanzar 78 pulgadas (2 m).[2] Sus colores pueden variar, pero usualmente se encuentran con bandas café/negro y blanco/bronceado (también referidas como “anillos”)[3].
La víbora real de California es principalmente diurna, pero puede volverse cada vez más nocturna durante períodos de clima particularmente caluroso[1][6] En el invierno, se retira bajo tierra y entra en un estado de hibernación llamado brumación. Cuando se las molesta, las serpientes reales de California suelen enrollar sus cuerpos para ocultar sus cabezas, silbar y hacer sonar sus colas, lo que puede producir un sonido parecido al de una serpiente de cascabel. Cuando están nerviosas tienden a mover la cola[7] Se consideran inofensivas para los humanos, pero si se manipulan es común que esta especie muerda, así como que excrete almizcle y contenido fecal por su cloaca[8].

Culebra real de california

Las serpientes como mascotas han provocado grandes problemas en las Islas Canarias, literalmente: Los biólogos afirman que una variedad albina de serpiente real de California, criada en cautividad en San Diego, está acabando con las poblaciones de animales autóctonos después de que algunas de las serpientes llegaran a las islas como mascotas y se escaparan. Las serpientes son un 30% más grandes que sus equivalentes de California, y su tamaño no es lo único que está en auge: Sin depredadores naturales, su población se cuenta ahora por miles por kilómetro cuadrado en algunas zonas del archipiélago español, donde las especies autóctonas, no programadas para temer a las serpientes, no han podido adaptarse en el corto espacio de tiempo transcurrido desde que las serpientes empezaron a causar problemas, aproximadamente en 2007, informa Los Angeles Times.
Expertos de EE.UU. se dirigen a las islas, al noroeste de África, para ayudar a los científicos y funcionarios del gobierno a elaborar un plan de acción. Hasta ahora, se han puesto perros y halcones sobre las serpientes, con poco efecto: La especie pasa gran parte de su tiempo bajo tierra. Hasta ahora se han capturado menos de 2.000 serpientes en la superficie, y un experto ofrece esta desagradable reflexión: “El hecho de eliminar cientos de serpientes visibles significa, por desgracia, que es probable que haya muchos, muchos miles más ahí fuera que no se pueden ver”. ¿Qué hacer? Un experto sugiere arar las zonas infestadas. (Guam también está luchando contra las serpientes, utilizando ratones muertos rellenos de Tylenol).

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos